Saltar al contenido

Transportines: cómo poder llevar tu conejo de un sito a otro

conejo transportin tela

El llevar a tu compañero de un lado a otro, puede suponer una aventura estresante para él, sino tomamos ciertas precauciones. Es por ello que dentro de la amplia oferta de transportines para conejos, vamos a ver que tipos hay, y cuál puede ser el más adecuado para tu mascota.

Después ya podrás elegir con cual te quedas, y comprar el más barato, el que mejor oferta tiene, o perderte por dentro de Amazon, sabiendo todo lo que te vamos a explicar a continuación.

Características

Lo primero que debemos mirar es que sean amplios. Estos transportines, deben permitir que nuestro compañero, pueda tumbarse dentro de él, o pueda girarse sobre si mismo.

No obstante tampoco debe ser demasiado amplio, ya que sino cuando se mueva nuestra mascota, y la llevemos caminando, hará que el transportín se tambalee demasiado, lo que lo estresará en gran medida. Además del estrés, nuestro querido compañero, puede golpearse con los laterales del transportador, y sufrir algún daño.

Otro punto a tener en cuenta, es que tengan suficiente ventilación, pero que a nuestro compañero no le quepa la boca, para que no pueda morder por estos orificios.

También procura que no sea transparente. El motivo principal de este consejo, es que si es más oscuro, se ponen menos nerviosos, al no ver el movimiento del transportador.

Por último, y no menos importante valora también lo fácil que se a de llevar. Piensa que si el transportador es muy pesado, y el conejo también, se nos complicará el desplazarnos con él.

Busca uno con unas buenas asas, y si tiene la opción de llevarlo a modo de bandolera, mejorarán esta característica.

Tipos

Principal mente los encontraremos de:

  • Tela
  • Plástico

Normalmente, los de tela son más difíciles de lavar, por los que de plástico, al ser desmontables, permiten mejor su limpieza.

En este apartado, dejamos de lado las cajas de cartón, porque además de no cumplir con los consejos del apartado anterior, puede que nuestro amigo orine en ella, y pueda romperse, pudiendo caer nuestra mascota al suelo.

Recuerda siempre forrar la parte de abajo del transportador, con un material que absorba el olor como: almohadillas de entrenamiento de perros, periódicos, revistas, de ese modo evitarás los malos olores.